Sostenibilidad

Walmart avanza en 74 % su meta de generación de residuos para 2025

“Al día de hoy tenemos un avance del 84 % en nuestras tiendas, que reciben electricidad proveniente de fuentes renovables”, explicó Jorge Carpio, gerente de Sustentabilidad de Walmart México

José Luis Martínez

Walmart es la cadena de supermercados más importante en México y Centroamérica, pero además de su importante volumen de operaciones, que incluye a más de 234 mil empleados y 49 mil proveedores regionales, también busca mitigar su huella en el planeta en acciones como no enviar algún tipo de residuo a rellenos sanitarios para 2025 o bien, que sus tiendas sean alimentadas al 100 por ciento por energía eléctrica producida por fuentes limpias.

“Al día de hoy tenemos un avance del 84 por ciento en nuestras tiendas, que reciben electricidad proveniente de fuentes renovables”, explica a Teorema Ambiental Jorge Carpio, gerente de Sustentabilidad de Walmart de México y Centroamérica. “Contamos en México con seis parques eólicos y dos hidroeléctricas que nos ayudan al abastecimiento.”

En cuanto al manejo de residuos, el funcionario explica que para cumplir con el objetivo planteado de manera regional, buscan aprovechar todos los materiales con que cuentan sin considerarlos desecho, pues “es un residuo cuando está mal aprovechado y representa un costo que buscamos evitar para nuestros clientes. Por eso es importante que para el año pasado ya hayamos alcanzado el 74 por ciento de avance de la meta”.

Carpio menciona que en esta región, la cadena multinacional ya cuenta con 13 años de operación y se enfoca en entender el impacto que genera Walmart con su cadena de suministro, sus tiendas, sus operaciones, la logística. “Por ello, el corporativo en EEUU nos fija estas metas aspiracionales ambiciosas, pero también nos pide que busquemos abastecernos de productos que tengan atributos sustentables para minimizar el impacto que generamos.”

Además, de la cadena de valor de estos supermercados, se busca la participación de sus trabajadores a quienes se les invita a sumarse a través de los medios de comunicación interna con que cuentan como: capacitaciones físicas, correo electrónico y su canal interno de televisión.

“Allí les comunicamos a nuestros asociados a nivel nacional nuestras metas, las acciones que estamos realizando y trabajamos en procedimientos que nos ayuden a que todos participen activamente en estas iniciativas”, abunda.

“Mientras que los clientes perciben estas acciones cuando ven que nuestras tiendas cuentan con iluminación led, un uso más eficiente en el tema de refrigeración para evitar pérdida de energía y otros proyectos que los involucran para interceptar residuos de los empaques de los productos que distribuimos en las tiendas y hemos hecho alianzas con los proveedores para poner depósitos y canalizarlos a una reutilización o al reciclaje.”

Entre las estrategias que implementan las tiendas en México están la separación de residuos como cartón, playo (el plástico que envuelve los productos) y otros materiales reciclables, pues manejados adecuadamente tienen un valor económico.

“Una vez separados, los enviamos vía logística inversa a nuestros centros de distribución para reciclarlos con grandes empresas con las que estamos asociados, pero también queremos que este tipo de proyectos sean sustentables en el tiempo, pues si son costosas de inicio, pueden durar poco tiempo”, señala.

Otras estrategias
En 2018 Walmart invirtió en la región mil 40 millones de pesos en iniciativas sustentables: residuos, energía, refrigeración, iluminación, para disminuir el impacto de sus operaciones y abatir costos que les permitan tener un proyecto exitoso ambiental y económicamente.

Pero además, el funcionario explica que han dado un espacio preferencial a las tiendas del grupo a productos sostenibles. “En 2018 vendimos dos mil 750 productos con menor impacto ambiental, que cuentan con certificación de libre pastoreo, productos orgánicos e hidropónicos, biodegradables, no contaminantes. Por formato, cada tienda tiene diferentes formas de destacarlos.

“En Superama tienen un pasillo principal con todos estos productos juntos. Sam’s Club coloca el precio y el nombre del producto en una hoja verde, lo cual es muchísimo más visual para el consumidor.

“Incluimos desde hace algunos años el uso de una bolsa reutilizable, que nosotros conocemos como la ‘bolsa verde’ y ha sido bien recibida por nuestras clientas”, agrega.

Una iniciativa más es el proyecto denominado “Reciclamanía” en el que participan varios proveedores de la cadena, para instalar centros de acopio en las tiendas y aumentar la cadena de reciclaje. “Queremos explicar a los clientes cómo identificar los materiales, cómo clasificarlos, cómo saber cuáles se pueden reutilizar y es algo con lo que estamos casados desde nuestras marcas.”

Finalmente, el funcionario mencionó que otros de sus objetivos a corto plazo son que el 100 por ciento de sus marcas propias sean reciclables, reducir el 50 por ciento de los residuos de alimentos, y en cuanto al consumo de agua, “al cierre de 2018, 32 por ciento del consumo en nuestras tiendas proviene de plantas de tratamiento. Existen mil 111 plantas en la región, que nos ayudan a reutilizar este líquido en jardinería, sanitarios y demás y seguimos impulsando el cuidado de este recurso”.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO