Sostenibilidad

Diseñan estrategia para crear popotes con agave biodegradable

“El proyecto Agave” de José Cuervo busca desarrollar nuevas tecnologías y alternativas al plástico tradicional utilizando su propio subproducto

Teorema Ambiental/Redacción

Tequila, Jalisco, 17 de diciembre 2019.— La tequilera José Cuervo Tradicional lanzó “El proyecto Agave”, una nueva iniciativa que busca el aprovechamiento de sus residuos de la planta del agave, con popotes de plástico fabricados con fibras de agave suprarrecicladas: el primer popote biodegradable, que se descompone 200 veces más rápido que un popote regular.

El proyecto es desarrollado por BioSolutions México y el equipo de producción de PENKA, como una alternativa sustentable para la industria de bebidas, y utiliza las muchas toneladas de material fibroso sobrante del proceso de elaboración de tequila. En 2020, millones de popotes de José Cuervo serán entregados en bares, restaurantes y en eventos patrocinados por la empresa en México y EEUU para reducir el consumo de plásticos regulares.

Como una empresa familiar con 225 años de experiencia destilando tequila y la productora más grande de subproductos de agave del ámbito mundial, José Cuervo ha pasado años explorando el potencial de la fibra del agave como una alternativa del plástico, papel, ladrillos para la vivienda y combustible.

“El pasado, presente y futuro de José Cuervo está relacionado directamente con la planta de agave, sin ella, no existiríamos”, dijo Alex Coronado, maestro destilador y jefe de Operaciones en José Cuervo.

“Conforme la industria tequilera está en auge en todo el mundo, es responsabilidad de nuestra compañía cuidar la planta de agave y asegurarnos de que estamos produciendo tequila de forma sostenible. Toma un promedio de seis años que una planta de agave crezca lo suficiente para ser cultivada para la producción de tequila, y tenemos que estar comprometidos con encontrar más formas de utilizar las fibras del agave una vez que el proceso es completado”, agregó.

Hechos con un compuesto de base biológica de agave, los nuevos popotes reemplazan alrededor de un tercio de polímeros utilizados en la producción de popotes tradicionales, y al final de su vida de uso pueden ser consumidos por microorganismos para biodegradarse completamente dentro de uno o cinco años.

La fibra de agave en los compuestos de base biológica es un material ideal que no solo funciona como reemplazo del plástico, sino que al mismo tiempo reduce la dependencia de polímeros a base de petróleo, combustibles fósiles y agua para la producción de los popotes.

Los popotes a base de agave tienen una sensación y textura similar a los tradicionales, con las fibras de agave visiblemente se crea un color natural y orgánico. El uso del subproducto de fibra de agave es una mejora trasformadora en otros materiales de origen vegetal ya que los recursos necesitados para su crecimiento son muy bajos comparados con los materiales de origen vegetal procedentes de cultivos de maíz o papa.

José Cuervo ha estado activamente involucrado en 21 años de proyectos comunitarios por medio de su fundación, desde educación hasta cuidado de la salud, proporcionando a negocios locales en Tequila, México, fibras de agave para papel y productos de belleza y suministrando fibras de agave a fábricas de automóviles americanas para la investigación de autopartes sostenibles a base de agave.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO