Sostenibilidad

Comparten pescadores de Baja California experiencias exitosas en Islas Galápagos

Islas Galápagos, Ecuador.— Autoridades y pescadores de Islas Galápagos se encaminan hacia mejoras en sus sistemas de pesca y planes de manejo, ahora con un nuevo impulso generado por sus colegas mexicanos, quienes viajaron a Ecuador para intercambiar sus experiencias sobre recursos marinos en peligro de extinción y cómo lograron encontrar soluciones para la conservación.

Pescadores de Baja California visitaron las islas Isabela y Santa Cruz del 4 al 9 de septiembre, donde complementaron ideas y presentaron casos reales sobre pesca y su manejo adecuado. Esta actividad forma parte del Proyecto de Conservación de la Reserva Marina de Galápagos que el Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés) junto con una alianza de ocho organizaciones realiza con fondos de la Agencia Internacional para el Desarrollo de los Estados Unidos (USAID).

Eliécer Cruz, coordinador ecorregional del Programa Galápagos de WWF, señaló que “para la comunidad de pescadores de Galápagos fue importante conocer a este grupo de representantes de la Federación de Cooperativas de Pesca de Baja California (Fedecoop), por el sinnúmero de similitudes que tienen entre ellos, como por ejemplo la pesca de las mismas especies (langosta y pepino de mar) y la posición geográfica (aislamiento)”.

La Fedeccop es un ejemplo exitoso desde el punto de vista ambiental, social y económico, lo que ha interesado sobremanera a los pescadores de Galápagos. En abril de este año este grupo se convirtió en la primera organización de pescadores de América Latina en obtener la certificación internacional del Consejo de Manejo Marino (MSC, por sus siglas en inglés) para la pesca de langosta.

La comitiva estuvo formada por un técnico de pesca socio de una de las cooperativas; un técnico encargado del análisis del recurso y de la negociación de la cooperativas con el gobierno; un representante de las Organizaciones no Gubernamentales (ONG) encargado de brindar apoyo comunitario y alcanzar la certificación internacional, y el mejor pescador de langosta de Punta Abreojos, Baja California.

Moisés Mug, oficial de Pesca de WWF para América Latina y el Caribe, destacó la relevancia de que “los pescadores locales escucharan testimonios de colegas mexicanos que vivieron sus mismas experiencias de un recurso marino que se agotaba, pero que con unión, trabajo fuerte y una clara convicción de que la conservación es un mejor negocio, lograron encontrar una solución basada en objetivos sociales y comunitarios”.

Como seguimiento a este encuentro, un grupo de entre seis y 15 pescadores de Galápagos viajará a Baja California, para que participe y aprenda de las experiencias de pesca, procesamiento de productos pesqueros, vigilancia, comercialización, administración y los esfuerzos de conservación, entre otros.

Fuente: WWF Centroamérica.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO