Ciencia y tecnología

Efectos nocivos de las nanociencias

Investigaciones realizadas por la organización internacional Grupo de Acción sobre Erosión, Tecnología y Concentración, Grupo ETC, enfocada al desarrollo sustentable, la diversidad cultural y el ejercicio de los derechos humanos, advierten sobre los riesgos ambientales, económicos y sociales que implica el desarrollo de las llamadas nanociencias, sin que exista ninguna regulación que controle los efectos contaminantes de nuevos materiales elaborados gracias a la nanotecnología, así como el uso monopólico de estos conocimientos para alcanzar el control corporativo de la industria de la salud, la alimentación y la agricultura en el siglo XXI.

En su informe La inmensidad de lo mínimo: de los genomas a los átomos, difundido en enero de 2003, y considerado como una de las investigaciones más completas en torno a los efectos nocivos de la nanotecnología, destaca que una de las preocupaciones más urgentes es la producción de materiales y nuevas formas de carbono con características desconocidas que no se han sometido a prueba. «En un futuro, la producción masiva de nanomateriales únicos y de maquinaria autorreplicable implica riesgos incalculables».

Señala que a pesar de que la mayoría de los gobiernos de países desarrollados, como Estados Unidos, Japón y los de la Unión Europea, destinan importantes sumas de recursos públicos que superan los 2 mil millones de dólares anuales, que sumados a la inversión privada alcanzan una cifra de 4 mil millones de dólares, la mayoría de los proyectos, materiales y productos que existen en el mercado «han logrado evadir, en gran medida, cualquier escrutinio regulatorio» debido a que se desconocen los impactos ambientales que podrán generar enormes cantidades de nuevos materiales.

El informe reitera que a pesar de que las tecnologías nanométricas, que incluyen a la biotecnología, nanotecnología, ciencia cognitiva, informática y tecnologías atómicas, se aplicarán en todas las ramas de la vida moderna, debido a la capacidad de manipular materia viva e inanimada a escala molecular, «en la mayoría de los foros internacionales se subestima o se desconoce su impacto», lo que representa una seria amenaza para el futuro de la humanidad, ya que de no existir un control y equilibrio ecológico que garantice un uso sustentable, «su efecto puede ser devastador».

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO