Directorio empresarial





Estos países nos están viendo en este momento

Registra tu correo para recibir nuestro boletín semanal
 


Twitter
Editorial 3w México
Suscribase
Suscribase
Abril 5, 2010 en la Sección Especies.

El caballo salvaje corre peligro de extinguirse

Share

Desde la antigüedad, el caballo ha fascinado a la gente, sin embargo, en su hábitat natural corre el peligro de extinguirse

Taxonomía

Reino: Animalia

Filo: Chordata

Clase: Mammalia

Orden: Perissodactyla

Familia: Equidae

Nombre científico del caballo de Przewalski: Equus ferus przewalski

Nombre común: Caballo salvaje mongol o Takhi

El caballo de Przewalski (Equus ferus przewalskii) también conocido como caballo salvaje mongol o Takhi, ya fue declarado extinto en estado salvaje en la década de 1960, aunque gracias a los esfuerzos de las reintroducciones en libertad, tras la última evaluación de 1996 se pasó a la categoría de en peligro crítico.

Una de las mayores amenazas para los caballos de Przewalski son su hibridación con los caballos domésticos, lo que hace que pierdan la diversidad genética y la pureza de la especie, y las enfermedades.

Éste es el único caballo salvaje que queda vivo, ya que la otra subespecie de caballo salvaje, el tarpán (Equus ferus ferus), está extinguido desde 1875.

Como curiosidad, cabe decir que el nombre mongol es “takhi”, que significa espíritu. Estos caballos son parte de la cultura mongola, siendo un símbolo de su patrimonio nacional.

Características

Éstos son caballos realmente salvajes, no asilvestrados como otros (por ejemplo los mustang).

Estos caballos tienen mucha historia, ya que se sabe que existen desde hace 20 mil años. Grabados en rocas, pinturas y herramientas decoradas de entre 20 mil y nueve mil años antes de Cristo fueron descubiertos en cuevas en Italia, sur de Francia y norte de España. Se han encontrado 610 figuras de caballos salvajes; algunas de las pinturas en cuevas de Francia muestran caballos muy parecidos a los caballos de Przewalski. Y es que estos animales en tiempos prehistóricos probablemente vivían libres en las estepas de Asia Central, China y Europa. El primer escrito acerca de estos animales es originario del Tíbet, y es del 900 después de Cristo.

Su cuerpo es compacto y robusto. Este caballo se diferencia de la mayor parte de sus congéneres domésticos por su menor tamaño, patas proporcionalmente más cortas, estructura maciza, cola larga y cabeza más grande comparada con el resto del cuerpo. El tamaño es de 2.1 metros de largo y unos 350 kg de peso en estado adulto; la altura es de 1.24 a 1.44 metros.

El pelo es corto pero fuerte, de color amarillento o amarillento rojizo a marrón oscuro, siendo más oscuro en el hocico y en las crines (siempre erectas), interior de las orejas y cola. También tiene una zona más blanca en el hocico sobre la nariz. Tiene una banda oscura dorsal que va desde la crin siguiendo la línea de la columna hasta la cola. Las patas también tienen unas rayas oscuras horizontales a modo de las cebras en la zona de la rodilla. Al igual que las cebras, tienen las crines cortas y erizadas.

En su comportamiento también se parecen a las cebras, y no se dejan montar; incluso hay que tranquilizarlos para poder transportarlos. En cautividad son muy sensibles al estrés y pueden reaccionar con comportamientos agresivos.

En otoño mudan el pelo sustituyendo el pelaje corto de verano por otro más espeso. En invierno tienen una espesa “barba” en las mejillas y garganta.

Son caballos sociales que viven en manadas de tamaño variable dirigidas por un macho dominante o semental; el resto de los integrantes son hembras con crías de menos de dos años. Cuando rebasan esta edad, abandonan el grupo.

Los machos tratarán de hacerse su propia manada o intentarán arrebatársela a otro, mientras que las hembras se instalarán en otros grupos diferentes, garantizando así el intercambio genético.

El comportamiento dentro de la manada está notablemente sincronizado, ya que todos se alimentan y descansan al mismo tiempo. Del mismo modo, cuando un caballo empieza a mordisquear a otro para desparasitarlo, los demás harán lo mismo. Si unos potros juegan, acaban jugando los demás.

Como cualquier otro caballo, estos animales se alimentan sobre todo de hierbas.

Su principal depredador son los lobos.







Información relacionada:

Páginas: 1 2

Comentarios

Comentario de Ayelén
Hora: 10 Diciembre, 2011, 14:43

Esta raza de Francia me resulta muy interesante, porque tengo un caballo mezcla de Criollo Argentino, Percherón y que es MUY parecido al Przewalski.
¿Como puede ser?

Escriba un comentario





 

© 2014 Teorema Ambiental Revista Técnico Ambiental es una publicación de 3W México. Miguel de Mendoza No. 35 Col. Merced Gómez, C.P. 01600. México Distrito Federal.
Aviso de Privacidad: Los datos personales recabados serán protegidos. Incorporados y tratados con fines estadísticos, promocionales y de mejora. La información obtenida es confidencial y es propiedad del Grupo Editorial 3wméxico (WWW MÉXICO, S.A. DE C.V.)
Tels.: (0155) 5660-1655, 5660-3533, 5660-3273, 5660-1251
Todos los derechos reservados | Políticas de Privacidad | Contacto | Suscripciones | RSS