Cambio climático

Termina cumbre del clima COP22

Es esencial para la futura prosperidad, seguridad y protección del mundo, que se lleve a cabo una urgente reducción de emisiones, y que se tomen medidas para prepararnos para los impactos

termina-copCiudad de México.— El trabajo de Marrakech no ha sido el más glamoroso, pero es un paso clave en la reacción en cadena necesaria para el desarrollo del acuerdo, señaló Manuel Pulgar-Vidal, líder internacional de la práctica de clima y energía del Fondo Mundial para la Naturaleza (WWF, por sus siglas en inglés).

Los compromisos de los países en el Acuerdo de París también pasaron su primera prueba de estrés esta semana con el resultado de la elección estadounidense. Sin duda, han dicho que están comprometidos a largo plazo.

A la fecha, 111 países han ratificado el acuerdo, destacando su importancia histórica. Los países también han comenzado ya a presentar sus planes a largo plazo de decarbonización.

Pero aún hay trabajo por hacer. La brecha de emisiones entre lo que la ciencia nos dice es necesario para proteger el planeta de los peores impactos del cambio climático, y las metas que lo países estipularon en París continúan creciendo. Es esencial para la futura prosperidad, seguridad y protección del mundo, que se lleve a cabo una urgente reducción de emisiones, y que se tomen medidas para prepararnos para los impactos del cambio climático que ya nos están afectado, agregó el especialista.

En Marrakech, los países aceptaron hacer un balance de su progreso en dos años y llevar a cabo todos los esfuerzos necesarios para establecer metas y planes más ambiciosos antes de 2020. Esto con el fin de asegurar que trabajemos rápido para cerrar la creciente brecha de emisiones. Este es un resultado crítico de esta semana que solidificó el progreso del Acuerdo de París.

Mientras que las partes trabajan para finalizar la letra chica del Acuerdo de París para el siguiente gran momento político en 2018, se necesita hacer más en los siguientes años para clarificar la consistencia de los objetivos nacionales. Todavía hay brechas en financiamiento y adaptación, a pesar de algunos anuncios sobre financiamiento para la adaptación y desarrollo de capacidad. Esperamos ver a países desarrollados intensificar su labor de manera significativa en materia de financiamiento, y otros apoyos más allá de las proyecciones actuales, y estamos muy motivados de ver a China y a otros países intensificar su cooperación Sur-Sur.

Este trabajo fue reforzado por el Climate Vulnerable Forum, un grupo de alrededor de 50 países que se comprometieron a revisar y mejorar sus metas de reducción de emisiones en 2018, y a cambiar a 100 por ciento energía renovable para el 2050 o antes.

En Marrakech, las negociaciones iniciaron una discusión crítica sobre las reglas para implementar el acuerdo y acelerar la acción climática. Necesitamos que el siguiente conjunto de negociaciones para completar esas reglas aumente la ambición, pavimentando el camino para vigorizar compromisos nacionales, mejorar la preparación para emergencias, y proveer apoyo financiero consistente con la ciencia y la equidad.

En los próximos años, esperamos ver que la tendencia de precios a la baja de las energías renovables, y la intensificación de acciones de parte de todos los actores, continúe acelerando el inevitable cambio al modelo de desarrollo bajo en carbono y resiliente al cambio climático, sostuvo Manuel Pulgar-Vidal.

Fuente: WWF

 

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO