Profepa busca oso negro que apareció en video en Monterrey
Biodiversidad

Profepa busca oso negro que apareció en video en Monterrey

El operativo consistió en revisar su salud y reubicarlo en una zona boscosa más alejada de la población donde haya ejemplares de la misma especie

Teorema Ambiental/Redacción

Ciudad de México, 27 de julio de 2020.— Luego del video que se viralizó en redes sociales donde un oso negro se acercó a un grupo de visitantes en el Parque Chipinque, en Nuevo León, la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa) implementó un operativo para capturarlo y posteriormente liberarlo en su hábitat natural, retirado de centros de población y donde habiten ejemplares de la misma especie.

En coordinación con personal de Parques y Vida Silvestre de Nuevo León, se colocaron trampas para recuperarlo.

De acuerdo con los datos de Parques y Vida Silvestre, el ejemplar tiene marcaje que indica que ha sido reubicado en dos ocasiones en zonas cercanas a centros de población y durante la sequía, el oso bajó a buscar alimento.

La Profepa informó que mantiene comunicación con Protección Civil del Estado para monitorear su captura, desde la colocación de las jaulas, aunque hasta el momento no ha sido visto todavía.

Para situaciones como esta, la Procuraduría informó que tiene un protocolo establecido y coordinado con las instancias estatales, a fin de colaborar en conjunto para dar respuesta inmediata y lograr la recuperación y reubicación de la fauna silvestre.

El oso negro (Ursus americanus) es un carnívoro, aunque la mayor parte de su dieta se compone de bayas, flores, hierbas, tubérculos y frutos secos. Complementan su alimentación con carroña, peces, insectos, miel y ardillas. Es la única especie de la familia Ursidae que aún habita en el país, listada en la categoría de En peligro de extinción, en la Norma Oficial Mexicana, NOM-059-SEMARNAT-2010.

Se recomienda a la ciudadanía no interactuar ni alimentar en las zonas turísticas y bosques a la fauna silvestre. Asimismo, dar un manejo adecuado a los residuos sólidos urbanos.

Piden plan de manejo para evitar más invasiones a hábitat del oso

Por su parte, la Asociación de Zoológicos, Criaderos y Acuarios de México (AZCARM) junto con integrantes de la Comisión de Medio Ambiente en la Cámara de Diputados informaron que presentarán un Punto de Acuerdo para que la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat) implemente un plan de manejo para proteger al oso negro americano y a las más de mil 300 especies de flora y fauna que habitan en el Parque Nacional Cumbres de Monterrey que es una de las 182 áreas naturales protegidas (ANP) de nuestro país.

El presidente de la AZCARM, Ernesto Zazueta, recordó que el oso negro americano es una especie protegida que se distribuía desde Alaska hasta diversas regiones montañosas de la zona centro de nuestro país. Hace varias décadas se estimaba que había dos millones de individuos alrededor de todo el continente, pero en la actualidad se sabe que quedan solo 750 mil ejemplares.

En México los osos negros ya solo ocupan aproximadamente un 40 por ciento de su distribución original, debido a la caza ilegal y a la fragmentación de su hábitat, y ya solo se encuentran en Nuevo León, Sonora, Coahuila, Chihuahua y en las serranías de Durango.

“El grave problema es que aunque se trata de una ANP, el área no cuenta con un instrumento que determine las estrategias de conservación y protección de la flora y fauna que ahí habitan, por lo que las autoridades no han impedido la expansión de la zona residencial y, hoy por hoy, el hogar de los osos y de miles de especies está invadido por miles de casas”, explicó.

“Esta polémica que se ha desatado debe servir de algo, ojalá sirva para visibilizar el enorme problema que tenemos, estamos arrasando con los hábitats y con los ecosistemas, y por eso estos encuentros serán cada vez más frecuentes. No se trata solamente de salvar al ‘oso de la selfie’, sino a la especie pues ya son pocos los ejemplares que quedan en Canadá, Alaska, EEUU y nuestro país”, finalizó.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO