Tendencias

Policía de San Sebastián Río Dulce, Oaxaca, encarcela a burro de carga

El animal fue encerrado sin algún motivo aparente por el jefe de la policía local y no había recibido agua ni alimento hasta el lunes pasado

Teorema Ambiental/Redacción

El fin de semana pasado, un burro de carga que habita en la comunidad de San Sebastián Río Dulce, Oaxaca, fue “encarcelado” por el jefe de la policía local, sin motivo aparente, lo cual fue condenado por la Red de Animalistas Unidos de Oaxaca como un acto ilegal.

El animal pertenece además a una pareja de ancianos de 88 y 86 años de edad, respectivamente, de nombre Pascual Cruz y Alejandra Mejía, quienes usan al animal para realizar sus labores en el campo. Ante la urgencia de recuperar al animal como instrumento de trabajo, acudieron a la comandancia local para conocer la situación de su animal, pero no les fue permitido visitarlo y denunciaron que en 48 horas no había recibido comida o agua.

Además, no pudieron realizar sus actividades en el campo.

Para la red de animalistas, este acto es anticonstitucional pues los animales no gozan de derechos civiles, por lo que no pueden ser encarcelados.

También señalaron que hay presuntos actos de corrupción de las autoridades de la comunidad, pues acusan que llegan a cobrar hasta 30 mil pesos a los pobladores, en su mayoría campesinos, por sepultar a sus muertos.

En mayo de 2017 se dio a conocer el caso de una anciana que falleció y por cinco días a su familia se le negó el derecho a ser sepultada en el cementerio de la comunidad por orden del agente municipal Carmelo López, hasta que se cubriera una cuota de 20 mil pesos.

La Red de Animalistas Unidos de Oaxaca indicó que la autoridad comunitaria en la zona ha destrozado cultivos y negado el derecho al uso de espacios públicos, mientras que los vecinos carecen de recursos para cubrir las cuotas que exigen las autoridades.

Ante la situación, los animalistas llamaron a los turistas nacionales o extranjeros a no visitar la entidad, pues encarcelan, envenenan y sepultan vivos a los animales.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO