Tendencias

Alebrijes reciben Indicación Geográfica para protegerlos de plagio

Esta denominación protege a estas artesanías producidas en el estado de Oaxaca particularmente en cinco localidades

Teorema Ambiental/Redacción

Oaxaca, Oaxaca, 21 de octubre de 2020.— A partir de este lunes 20 de octubre se publicó en el Diario Oficial de la Federación (DOF) la declaración de Indicación Geográfica (IG) para proteger del plagio en el ámbito internacional a los alebrijes, una típica artesanía de madera tallada en las comunidades de los Valles Centrales de Oaxaca que se decora con motivos zapotecos.

El decreto fue publicado por la Secretaría de Economía y el Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial, a petición de la Secretaría de Economía de Oaxaca, y oficializó la Declaración General de Protección de la Indicación Geográfica “Alebrijes, Tonas, Nahuales y Tallas de Madera de los Valles Centrales de Oaxaca”, que tiene validez en los ámbitos nacional e internacional.

La solicitud fue enviada al Instituto Mexicano de la Propiedad Industrial (IMPI) el 28 de agosto de 2020. El proceso señala que los alebrijes, las tonas, nahuales y tallas de madera de los Valles Centrales de Oaxaca son “una artesanía que consiste en figuras talladas en madera de diverso género y pintadas con una enorme variedad de colores y motivos”.

La Indicación Geográfica reconoce que estas figuras de madera solo pueden elaborarse en cinco localidades: San Antonio Arrazola, San Martín Tilcajete, Unión Tejalápam, San Pedro Taviche y Oaxaca de Juárez.

Según el gobierno de Oaxaca, la solicitud contempla la protección de su historia, materiales, proceso de elaboración, obtención de madera, tallado, secado, curación, pintado, diseño, lugares de extracción, comercio y criterios de producción y comercialización, entre otros factores.

Las Indicaciones Geográficas son protecciones internacionales que diferencian a los productos que distinguen. Entre las más famosas y reconocidas está la “Roquefort”, queso francés; “Café de Colombia”, para café; “Chulucanas”, cerámica de Perú; “Seda Tailandesa”, de la meseta de Khorat, Tailandia, y “Rioja”, vino de España.

Las Indicaciones Geográficas dan valor agregado a estas artesanías, en el caso de las artesanías, ya no puede haber más figuras de madera que se hagan en otra parte o quieran entrar al país y venderse como tal. Es decir, queda prohibida la entrada de cualquier otra figura que se ostente como alebrije, tona o nahual, porque entonces se procedería legalmente.

De acuerdo con el IMPI, las indicaciones geográficas no son los únicos mecanismos de protección para productos mexicanos, también existe la Denominación de Origen (DO), que es más reconocida en Europa, mientras que la primera tiene mayor peso en EEUU.

“Por ejemplo, si el alebrije lleva un círculo de oro, el oro no salió de ese municipio, pero el copal sí, el tallado sí, el maestro con su intelecto y creatividad sí, entonces no puede ser Denominación de Origen, pero puede ser Indicación Geográfica.”

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO