Tendencias

Agroempresas

Productos exóticos con café orgánico

Además de degustarse como bebida tradicional, el café orgánico sirve para elaborar algunos subproductos entre los que se encuentran licores de café, de jamaica o de hierbas exóticas, hechos a base de la afrodisiaca semilla de cardamomo, originaria de la India y Egipto.

La empresa El Tapachulteco ofrece licores de diferentes sabores de las exóticas y variadas frutas de la región, en envase miniatura, entre ellos mango ataúlfo, cacao, vainilla, jamaica, carambolo, coco, guanábana, kiwi, naranja, plátano y rambután. Este grupo de productores también elabora el delicioso chococafé, el chocolicor y el choconuez.

Puerco todo el año

Las famosas carnitas de Michoacán pueden degustarse cualquier día del año, gracias a que porcicultores de la entidad la comercialización en lata, manteniendo el mismo sabor, color y calidad.

Los productores pretenden que este platillo tradicional de la cocina mexicana tenga acceso al mercado de Estados Unidos y países de Centroamérica.

La idea surgió Michoacán hace unos 10 años en el seno de la familia Salceda Estrada, quien guarda celosamente la fórmula para enlatar este producto cárnico. La idea a futuro es envasar otros productos como buche y cueritos.

Productos de avestruz

La empresa mexicana Rancho San Andrés es líder en la producción de carne de avestruz, produce aves sanas, libres de enfermedades y descendientes de razas que garantizan la calidad del producto.

El avestruz proporciona una extensa gama de productos como carne, huevo, piel y plumas. A partir de estos últimos se pueden elaborar bolsas, ropa, cinturones, carteras, zapatos, accesorios de escritorio y algunas artesanías.

La carne se comercializa como hamburguesas, avestruz en mango, en salsa de ciruela, en ajillo, chiles rellenos en salsa de nuez, entre otros.

Carne de venado

La empresa Wapiti produce y comercializa carne de venado en tiendas de autoservicio en diversos lugares de la República Mexicana. Su meta es exportarla hacia Estados Unidos.

Los venados que se sacrifican no son producto de la caza, sino que se crían, ya que son animales de ganadería igual que cerdos o vacas. En sus criaderos, la empresa cuenta con aproximadamente mil cabezas y sólo se sacrifica a los machos para que las hembras sigan produciendo.

El producto es nacional, aunque también se utiliza carne procedente de Nueva Zelanda.

Café de olla en polvo

Hoy en día ya se puede disfrutar de una taza de auténtico café de olla en segundos, con sólo agregar polvo soluble en agua.
Esta bebida única en el mundo es comercializada por la empresa Paz Chiapas, desde el año pasado, tanto en México como en Estados Unidos, y se explora la posibilidad de exportarlo hacia España y de ahí al resto de Europa.

El costo para elaborar café de olla soluble es muy alto, pero permite recuperar al 100 por ciento las propiedades originales del café, es decir, aroma, textura, color y sabor.

Sus ingredientes son: café 90 por ciento, piloncillo 9 por ciento, canela 1 por ciento y ningún conservador ni aditivo. El producto final es blanco, color tierra, porque no se aglomera el Tester Choice. Este proceso fue acreedor del premio nacional como producto más innovador del año, otorgado por Alimentaria México en su edición 2006.

Productos cosméticos de miel

Comunidades de la Selva Lacandona agremiadas en La Cañada, elaboran productos cosméticos derivados de la miel de abeja, como champús, cremas, jarabes, labiales y jabones.

La miel se extrae de los apiarios de la región, donde se aprovecha la flora que existe para alimentar a las abejas.

Para los jabones se selecciona la miel más espesa y aromática. Para otros productos se realiza una refinación, o se añaden algunos otros ingredientes, y si es necesario entibiarla o calentarla se hace, pero cuidando siempre que mantenga sus propiedades. La mayoría se envasa a mano.
La empresa está integrada por 342 socios indígenas, llevan 13 años organizados y abarcan ocho municipios y 54 comunidades chiapanecas.

Barbacoa Enlatada

Como una alternativa de comercialización, productores de Tulancingo, Hidalgo, comercializan barbacoa enlatada, mediante un proceso al alto vacío.

Agrupados en una cooperativa, los ganaderos pensaron en fomentar el consumo de esta carne no sólo el fin de semana, sino todos los días, en especial para personas que trabajan.

Antes de empacarse, la carne se cuece en los hornos tradicionales, con pencas de maguey, conservando así su color, sabor y olor.
La barbacoa empaquetada es pura carne maciza, sin hueso, sin grasa, sin pellejo y está precocida. Tiene un precio muy accesible e incluye consomé y salsa.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO