Sostenibilidad

Parque Bicentenario muestra la utilidad social de sus huertos orgánicos

En esta Chinampa-Tular se han sembrado: ahuehuetes, sauce llorón, cola de caballo, papiro egipcio, flecha de agua, nenúfar y tule chinampero

Teorema Ambiental/Redacción

En los últimos años, muchas personas han considerado el cultivo orgánico como una alternativa para producir sus alimentos. Esta técnica no fuerza el crecimiento natural de las plantas y, debido a que no emplea fertilizantes, plaguicidas u otros químicos, no afecta la salud ni daña al medio ambiente.

El Parque Bicentenario cuenta con una chinampa, que cumple con las características de este tipo de cultivos en Xochimilco y es cuidada por el personal de Jardinería del Parque. Este espacio se deshierba, el suelo es aireado, nutrido y debidamente regado, por lo que ofrece diferentes cosechas a lo largo del año, en un suelo al que se le reciclan los nutrientes y se cuida de plagas o enfermedades.

En esta Chinampa-Tular se han sembrado: ahuehuetes, sauce llorón, cola de caballo, papiro egipcio, flecha de agua, nenúfar y tule chinampero, los cuales se cuidan de modo natural. Aunque la mayoría de estas plantas son de ornato, hay algunas como la cola de caballo que se usa para afecciones de los riñones, del estómago y hasta para aliviar el cansancio; mientras que el tule chinampero es útil para hacer petates y cestería.

Juan Manuel Pineda, director del Parque Bicentenario, explica que en este lugar también cuentan con agroecosistemas tradicionales, aunque no son jardines flotantes, como mucha gente piensa, sino que se trata de pequeñas islas artificiales con una red de canales que se han construido con troncos, sedimentos del lago y vegetación en descomposición.

Los alimentos que proporciona la chinampa se obsequian los fines de semana a los visitantes, como muestra de tener un método de cultivo amigable con el entorno.

Por su importancia ecológica, histórica y cultural, las chinampas han sido consideradas por la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO, por sus siglas en inglés) como “sistemas agrícolas patrimoniales”; en tanto que la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO), desde 1987, reconoce las chinampas como Patrimonio Cultural de la Humanidad.

Otro dato es que se debe planificar, por lo que debes sembrar conforme lo que pretendas consumir.

Por ello debes considerar cuáles son las hortalizas que puedes alternar. Las leguminosas, por ejemplo, ayudan a mejorar el contenido de nitrógeno en el suelo. También podrías usar abono orgánico o composta con desperdicios de la cocina para que la tierra pueda reponer sus propiedades naturales.

El Parque Bicentenario, ubicado al norte de la Ciudad de México, brinda experiencias de convivencia con el medio ambiente, a través de modelos de entretenimiento innovadores enfocados a empresas y al público en general, por lo que puedes disfrutar e interactuar con los ecosistemas y recursos naturales mediante actividades culturales, artísticas, deportivas y de entretenimiento para tu convivencia y bienestar.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO