Sostenibilidad

Apoya la UAM tratamiento de aguas residuales en México y Costa Maya

Autoridades de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM) inauguraron una serie de reactores que forman parte de las propuestas que emitirá esta casa universitaria para el tratamiento de aguas residuales de la ciudad de México y de la Costa Maya, en Quintana Roo.   leer más
Juan Carlos Machorro

Los reactores se ubicarán en la planta piloto 9 Tratamiento de Aguas Residuales de la Unidad Iztapalapa, y fueron inaugurados en una ceremonia presidida por Óscar Monroy Hermosillo, rector de esa unidad académica.

La profesora investigadora del Laboratorio de Tratamiento de Aguas Residuales y Microbiología Ambiental, Mónica Meraz Rodríguez, informó que se han desarrollado reactores para remoción simultánea de carbono y nitrógeno, que son contaminantes que promueven el crecimiento de algas, las cuales a su vez pueden blanquear y exterminar al arrecife de coral de la región.

En la explicación técnica se señaló que los reactores son de Lecho Fluidizado de Flujo Descendente (LFFD), Lecho Expandido de Lodos Granulares (EGSB) y el Filtro Anaerobio Empacado con Zeolitas (FAEZ), y cada uno tiene capacidad de 30 litros y está tratando aguas a una concentración de 700 miligramos de Demanda Química de Oxígeno (DQO) por litro (medida de la materia orgánica contaminante presenta en las aguas residuales).

Subrayó que las aguas sometidas al tratamiento en este reactor —provenientes de las actividades de esta casa de estudios— son complementadas con lixiviados de basura orgánica que se obtienen del Bordo Nezahualcóyotl, con objetivo de darle una concentración promedio a la que tendrían las aguas residuales municipales, ya que en la UAM estos niveles son de alrededor de 300 miligramos de DQO por litro.

Mencionó que a este equipo se le introducen 180 litros de agua por día y que está operando a cuatro horas de tiempo de retención (tiempos cortos comparados con otros sistemas) lo cual ha dado eficiencias de remoción de materia orgánica de 40 por ciento.

La eficiencia de remoción del reactor FAEZ es de 80 por ciento de carbono y 30 por ciento de nitrógeno. El reactor EGSB remueve 80 por ciento de materia orgánica y está acoplado al LFFD (ambos son a escala laboratorio). Para que el agua tratada de estos equipos pueda ser utilizada en sistemas de riego es necesario un postratamiento para eliminar patógenos.

Fuente: Teorema Ambiental

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO