Residuos

Mal manejo de residuos cuesta 71 mil mdp a los mexicanos: Carlos Álvarez

El Foro Nacional de Valorización Energética buscó mostrar el panorama actual de nuestro país en el tema de residuos y analizar los beneficios de la implementación de nuevas tecnologías

José Luis Martínez

Ciudad de México, 5 de diciembre de 2019.— Como un llamado al grave problema que enfrenta México para el manejo adecuado de sus residuos sólidos urbanos (RSU), las organizaciones México, Comunicación y Ambiente, el Centro Interdisciplinario de Investigaciones y Estudios sobre Medio Ambiente y Desarrollo (CIIEMAD) del Instituto Politécnico Nacional y la empresa Fadim, con el apoyo de la Cámara Nacional de la Industria de la Transformación (Canacintra), realizaron este miércoles el primer Foro Nacional de Valorización Energética de los Residuos.

Su objetivo fue mostrar, mediante tres mesas de debate, el panorama actual que tiene en nuestro país el tema de los residuos, así como analizar los beneficios de la implementación de nuevas tecnologías como la termovalorización o el coprocesamiento (quemarlos en los hornos de las cementeras para aprovechar su energía calorífica y usar sus cenizas para la industria de la construcción, en lugar de continuar con el mal manejo que se hace de manera sistemática en “rellenos sanitarios” y tiraderos al aire libre, que generan grandes cantidades de gases de efecto invernadero y promueven la proliferación de animales nocivos y enfermedades.

Durante su participación, Ricardo Ortiz Conde, director general de Gestión Integral de Materiales y Actividades Riesgosas de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), señaló que México necesita renovar las políticas públicas acorde a los convenios internacionales de los que es parte, con la finalidad de incrementar la valorización energética de los residuos.

El funcionario destacó que si las empresas incrementan el aprovechamiento energético, se reutilizaría aproximadamente el 50 por ciento de los residuos peligrosos a escala nacional. “Actualmente, empresas distintas al sector cementero están solicitando autorización para valorizar energéticamente los residuos”, destacó.

Por su parte, Carlos Álvarez Flores, presidente de México Comunicación y Ambiente, AC, y colaborador de esta casa editorial, hizo énfasis en que en México se tienen que revisar los más de mil permisos otorgados para manejo de residuos peligrosos a particulares, ya que algunos llevan los residuos peligrosos a tiraderos a cielo abierto para su incineración ilegal.

Pero además mostró un panorama de cómo funcionan actualmente algunos tiraderos a cielo abierto “mal llamados rellenos sanitarios”, dijo, donde “cuando se están llenando, se queman impunemente para hacer más espacio y se crea un cochinero”. Puso como ejemplo depósitos en los municipios de Salamanca, Guanajuato; Minatitlán, Veracruz, o Peñitas, también en Guanajuato.

“Tememos denuncias levantadas en todos los estados, pero nadie nos quiere escuchar para detener esta situación y hoy tenemos un mugroso país. Es fuerte, pero lo tengo que decir”, lamentó.

Además, destacó que con un manejo adecuado de estos residuos, estimados en 19 millones de toneladas al año de residuos inorgánicos no reciclables, se pueden generar 11 mil 166 gigavatios al año de electricidad, que equivalen al 23 por ciento de la energía que produce la Comisión Federal de Electricidad (CFE), con un costo de 23 mil 141 millones de pesos.

Por su parte, el ingeniero Abel Duarte Ortega, director general de Fadim, mencionó que actualmente México ya dispone de alta tecnología para la valorización energética de residuos mediante su coprocesamiento en hornos cementeros.

“Con el fomento de tecnologías aprobadas a nivel mundial, se podrían eliminar eventualmente los mil 600 tiraderos a cielo abierto existentes”, puntualizó. “Son tecnologías costosas, pero los municipios más pequeños del país pueden asociarse para contar con sus plantas en lugar de estar contaminando sus áreas verdes, cuerpos de agua, suelos y acuíferos.”

En su intervención, el químico Luis Manuel Guerra, presidente del Instituto Autónomo de Investigaciones Ecológicas (Inaine), aseguró que los avances en tecnología a escala mundial han convertido a las plantas termovalorizadoras en fuentes de energía limpia que no han sido aprovechadas en México.

El foro resaltó la importancia de la gestión de residuos para generar energías limpias y cumplir con las metas del desarrollo sustentable que plantea la Organización de las Naciones Unidas (ONU).

Además, Alfredo Alegría Jacter, presidente del Centro de Investigación sobre Biodigestión, Residuos Urbanos, Agua, Composta y Energía Verde (CIBRUC), destacó la importancia de la educación ambiental para mejorar la separación de los residuos y aprovechar la mayor cantidad posible en el reciclaje y presentó una aplicación móvil para fomentar esta cultura en la sociedad, pero condenó la falta de apoyo para llevar este tipo de información a la sociedad.

Finalmente, David Herranz Aína, experto en tratamiento de RSU/Waste to Energy, mostró un panorama de cómo el uso de estas tecnologías en Europa ha llevado a países como Alemania y Suiza a tener cero residuos en el ámbito nacional, pero acotó que los países que han logrado no arrojar más residuos al aire libre tienen altos índices de reciclaje y una amplia participación ciudadana.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO