Legislación Ambiental

Proponen incluir emergencia ambiental en Plan DN-III-E

Su intención es que el Ejército y la Fuerza Aérea apoyen al personal dedicado al combate de incendios a sofocar los más de 70 incendios que siguen activos en diversos estados del país

Teorema Ambiental/Redacción

Ante la gran cantidad de incendios forestales que han provocado una crisis ambiental en gran parte del país, las organizaciones civiles: Greenpeace México, El Poder del Consumidor y el Centro Mexicano de Derecho Ambiental (Cemda) solicitaron al gobierno federal considerar la situación como una emergencia ambiental en el país y ordenar la implementación del Plan DN-III-E.

La intención es que el Ejército y la Fuerza Aérea apoyen al personal dedicado al combate de incendios a sofocar los más de 70 incendios que siguen activos en diversos estados del país.

Además, este tipo de actividad formaría parte de la misión que tiene este protocolo, diseñado por la Secretaría de la Defensa Nacional (Sedena) para auxiliar a la población en situaciones de desastre, ya sea natural o humano.

Los principales fenómenos que son atendidos con este Plan incluyen, entre otros, los que tienen que ver con los incendios de todo tipo y otros efectos meteorológicos provocados por el cambio climático, lo cual aplica perfectamente bien a la situación que se vive en más de 20 estados entre los que destacan Guerrero, México, Puebla, Michoacán y Jalisco.

Existe un amplio consenso científico que indica que el calentamiento global traerá condiciones más cálidas y secas en gran parte del planeta, creando las condiciones propicias para eventos de incendios más extremos, lo cual se ha agudizado con la tala inmoderada, construcción de carreteras y falta de presupuestos adecuados para invertir en prevención de incendios, lo cual deja a estos ecosistemas en situación vulnerable, con los efectos que padecen unas 20 ciudades de todo el país.

Por ello, estas organizaciones reiteraron la importancia de terminar con los incendios que azotan al país y se creen políticas de mediano y largo plazo que prioricen la conservación de los bosques naturales y el impulso de una transición justa hacia fuentes de energía renovables para evitar los peores impactos del cambio climático, incluidos incendios más grandes y peligrosos en el futuro.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO