desastres-mx01
Legislación Ambiental

Costo por desastres naturales en 2018, el más bajo en 13 años

Desde enero a junio de este año el sector mundial se vio obligado a desembolsar al menos 33 mil millones de dólares por concepto de daños

Teorema Ambiental/Redacción

El reducido número de tormentas devastadoras que se han presentado en lo que va del año ha permitido a las aseguradoras pagar la menor cantidad de indemnizaciones a las víctimas de desastres naturales en un periodo de 13 años, indicó la mayor reaseguradora del mundo, la alemana Munich Re.

Las reaseguradoras son grandes empresas financieras que soportan la operación de las diferentes compañías aseguradoras en el mundo, sobre todo cuando estas tienen que asumir el pago de indemnizaciones que, por su monto o la cantidad de personas afectadas, rebasan su capacidad financiera. Esto ocurre, principalmente en situaciones de desastres naturales.

desastres-mx

De acuerdo con los datos facilitados por Munich Re, de enero a junio de este año el sector mundial se vio obligado a desembolsar al menos 33 mil millones de dólares por concepto de daños, la cifra más baja desde 2005.

“Se puede decir que estamos en la calma que sigue a la tormenta”, declaró este miércoles el experto en clima y geofísico de Munich Re Ernst Rauch.

Las cifras se reciben con satisfacción después de un 2017 en el que el mundo se vio sacudido por una serie de catástrofes, tales como huracanes, terremotos o inundaciones, que llevaron a las aseguradoras a incurrir en gastos históricos anuales de 135 mil millones de dólares.

La catástrofe más devastadora ocurrida en lo que va de 2018 fue la tormenta Friederike que asoló Europa en enero causando daños económicos por valor de dos mil 700 millones de dólares a su paso por Reino Unido, Francia, Alemania, Bélgica, Holanda y Luxemburgo.

Munich Re asegura a más de cinco mil compañías de seguros en todo el mundo contra daños de gran magnitud y documenta desde hace décadas todas las catástrofes naturales.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO