Energía

Presentan tecnología sustentable en aires acondicionados

En una proyección a 2030, el uso de estas tecnologías reduciría 9.6 millones de toneladas de emisiones CO2e, equivalentes a los GEI emitidos en una central carboeléctrica de Coahuila

Teorema Ambiental/Redacción

Ciudad de México, 6 de marzo de 2020. — El estudio Comparativo de Eficiencia Energética en Aire Acondicionado, se logró en el marco del “Programa de colaboración con el sector privado para la diseminación de tecnologías japonesas de aire acondicionado amigables con el medio ambiente” que fomenta la alianza entre los sectores público y privado para promover refrigerantes amigables con el medio ambiente.

El objetivo de este estudio es apoyar a México para cumplir los compromisos del Protocolo de Montreal y la Enmienda de Kigali para reducir el 80 por ciento del consumo de hidrofluorocarbonos (HFC) en las siguientes décadas. Además, contribuye a mitigar la demanda energética del país.

El estudio fue desarrollado por la Agencia de Cooperación Internacional del Japón (JICA), la Comisión Nacional para el Uso Eficiente de la Energía (Conuee) y Daikin, compañía japonesa especializada en sistemas de aire acondicionado.

El análisis se llevó a cabo en dos etapas, la primera del 7 de septiembre al 9 de noviembre de 2018 y la segunda del 15 de abril al 25 de junio de 2019. Durante estos periodos se evaluaron los ahorros energéticos, impactos ambientales y económicos que se podrían alcanzar por la introducción de la tecnología inverter con refrigerante R32 en equipos minisplit.

El sector de aire acondicionado es uno de los que consumen mayor cantidad de HFC. El más utilizado en sistemas de aire acondicionado residencial y comercial ha sido el refrigerante HCFC-22, que paulatinamente se ha sustituido por el HFC R-410A.

Los hidrocarburos y el refrigerante R32 tienen un Potencial de Calentamiento Global (PCG) de 675, es decir, 68 por ciento menor que el R-410A. En México el R32, todavía es un nuevo refrigerante en el mercado, sin embargo, en países como Japón lleva más de diez años en uso tanto en el sector comercial como en el residencial.

El comparativo de comportamiento de estos gases se llevó a cabo con un registro de la energía y temperatura bajo distintas condiciones climáticas en las ciudades de Mexicali, Monterrey, Guadalajara, Ciudad de México y Cancún, y la segunda en Monterrey, Guadalajara y Ciudad de México.

Los resultados arrojaron un ahorro promedio del 55 por ciento en el consumo de energía eléctrica con la tecnología inverter con refrigerante R32 versus los minisplit on-off con refrigerante R-410A.

Cada equipo de aire acondicionado (con una capacidad aproximada de 3.5 kW o 1 TR) fue instalado en: Centro Nacional de Control de Energía (Cenace) en la Ciudad de México, Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (INIFAP) en Guadalajara, Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) en Monterrey, las Oficinas de Reconocimiento Aduanero del Servicio de Administración Tributaria (SAT) en Mexicali y las oficinas administrativas de Diconsa Cancún.

Ambos equipos fueron administrados con un controlador inteligente para operar de manera alternada y mantener condiciones similares de carga térmica, en un horario de 8:00 a 18:00 horas, para la recolección de datos.

El resultado de las mediciones fue evaluado por el Instituto Nacional de Electricidad y Energías Limpias (INEEL), mientras que consultores miembros del Colegio de Ingenieros Ambientales de México (CINAM) realizaron el análisis de impacto económico y medioambiental.

Las reducciones de emisiones de gases de efecto invernadero (GEI) identificadas por cada unidad de aire acondicionado, rondan entre 46 y 57 por ciento, que de acuerdo con un análisis comparativo del CINAM, son equivalentes a dejar de recorrer entre seis mil y 31 mil km en un vehículo particular por cada unidad de aire acondicionado que se sustituya.

En una proyección a 2030, esta sustitución permitirá reducir 9.6 millones de toneladas de emisiones dióxido de carbono (CO2e) equivalentes a los GEI de una central carboeléctrica instalada en Coahuila.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO