Energía

Impulsa México carboeléctricas

carbonMéxico está retomando con fuerza el uso del carbón como combustible ante una disminución de los precios internacionales.

De acuerdo con el Programa de Obras e Inversiones del Sector Eléctrico (POISE) 2009-2018, el carbón será la segunda tecnología para la generación de electricidad en la próxima década, con dos mil 78 megavatios de capacidad adicional.

Además, el programa considera otros dos mil 364 megavatios de tecnología libre que podrían desarrollarse a partir de carbón y plantas nucleares, detalla la proyección que sirve como base para el desarrollo futuro de la industria eléctrica nacional.

De incrementarse, el número de carboeléctricas en el país, aumentará a su vez el consumo del combustible, lo cual puede estar vinculado con que uno de los principales productores y usuarios de carbón, Estados Unidos, está ya desmantelando su parque de generación por cuestiones ambientales, aseguró Rodolfo Lacy, director de Estudios del Centro Mario Molina.

El desmantelamiento de esta industria en Estados Unidos pondrá en el mercado internacional mucho carbón, con lo que el precio tenderá a bajar y podrá ser tomado por México para cumplir con su plan de expansión, según el experto.

De hecho, la Comisión Federal de Electricidad (CFE) acaba de firmar un contrato para el suministro de 11 millones 700 mil toneladas de carbón para los próximos cuatro años. Dicho carbón servirá para cubrir 50 por ciento de las necesidades de la carboeléctrica Petacalco.

Ante las proyecciones del Programa de Obras de la CFE, Lacy consideró que el mercado natural del carbón que deje de utilizarse en Estados Unidos y Canadá caerá en México, por la cercanía y las proyecciones futuras del desarrollo de carboeléctricas.

El POISE, recién publicado por la CFE, establece la entrada en operación de carboeléctricas bajo la llamada tecnología libre, ya que la inversión inicial de una planta no es muy alta, según la prospectiva del sector eléctrico.

De hecho, se están programando algunas plantas en Coahuila para consumir el carbón nacional que se tiene disponible en la zona, ya que llevarlo hacia Petacalco, donde hay carboeléctricas, elevaría el costo de generación para la empresa.

Según la Prospectiva Eléctrica elaborada por la Secretaría de Energía (Sener), el carbón seguirá siendo uno de los principales insumos energéticos para la generación de electricidad, dada su mayor disponibilidad y porque presenta una menor volatilidad de precios.

Fuente: Reforma

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO