Desarrollo Urbano

Fachada ecológica en Nuevo Polanco captará óxido de nitrógeno

La fachada del edificio Livix tiene una superficie de 4 mil 550 metros cuadrados de cerámica con dióxido de titanio, capaz de captar óxido de nitrógeno de la atmósfera

Teorema Ambiental/Redacción

Ciudad de México, 22 de noviembre de 2019.— La desarrolladora inmobiliaria Marhnos incorporó una fachada ecológica en su conjunto de departamentos Livix, ubicado en Nuevo Polanco, en la alcaldía Miguel Hidalgo.

“A través de la implementación de esta tecnología, Marhnos reafirma su compromiso con el medio ambiente para mejorar la calidad de vida de quienes habitan en la Ciudad de México. Se trata de uno de nuestros pilares fundamentales en la construcción de bienestar en nuestro país”, comentó Ana Ximena Torres, directora de Marhnos Hábitat durante la presentación de este exclusivo desarrollo.

La fachada tiene cerámica con dióxido de titanio (TiO2) en una superficie de más de cuatro mil 550 metros cuadrados. Este componente capta el óxido de nitrógeno, uno de los gases contaminantes más dañinos de la atmósfera y considerado como uno de los grandes culpables del calentamiento global.

La fachada realizará un proceso similar a la fotosíntesis, denominado fotocatálisis, en el cual el dióxido de titanio utiliza la luz del sol y la humedad para convertir los óxidos de nitrógeno en nitratos, los cuales pueden ser absorbidos fácilmente por las plantas.

“Con este material, no solo limpiamos el aire que respiramos, también nos ayuda en el ahorro de agua que se utiliza para su limpieza, pues en lugar de formar gotas que al secarse dejarán la suciedad sobre la superficie de la baldosa, el agua crea una película fina que arrastra la suciedad”, afirmó Alberto Márquez, subdirector de Arquitectura de Grupo Marhnos.

El dióxido de titanio ha sido utilizado en otros edificios emblemáticos de diversas ciudades del mundo, por ejemplo, el Palazzo Italia para la Expo 2015 de Milán y, en México, la Torre de Especialidades en el Hospital Dr. Manuel Gea González.

El complejo de departamentos fue diseñado por el despacho JSª Arquitectura, liderado por el arquitecto Javier Sánchez, y se encuentra ubicado frente al Parque Lineal Ferrocarril de Cuernavaca, un bosque urbano de 4.5 kilómetros de longitud.

En más de 52 mil metros cuadrados de construcción, Livix también cuenta con otras amenidades como zona para mascotas, coffee lounge, espacio para co-working, área de juegos infantiles, un family room, así como ludoteca y science lab.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO