Contaminación

Semarnat firma convenios para cumplir acuerdos con Toxitour

Para ello, realizó la quinta reunión de trabajo entre autoridades federales y organizaciones representadas en este movimiento social

Teorema Ambiental/Redacción

Ciudad de México, 22 de julio de 2020.— Con el propósito de formalizar el avance de los compromisos definidos durante las sesiones de análisis con las organizaciones que realizaron la caravana Toxitour, los secretarios de Medio Ambiente y de Salud, Víctor M. Toledo y Jorge Alcocer, respectivamente, así como la directora del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), Elena Álvarez-Buylla, firmarán un convenio para diseñar un programa intersecretarial de salud ambiental que garantice la continuidad de los trabajos.

En esta quinta reunión, los funcionarios federales coincidieron en la necesidad de atender a las comunidades afectadas por la contaminación en seis regiones del país, y aseguraron que los acuerdos que se están tomando en esta administración no se verán interrumpidos, por lo que se buscará diseñar la herramienta jurídica adecuada para cumplir con este objetivo.

Al respecto, el titular de la Semarnat explicó que la creación de un programa especial intersecretarial contaría con reconocimiento jurídico y además permitirá gestionar recursos de la Secretaría de Hacienda. Puso como ejemplo el caso del GISAMAC, un grupo intersecretarial en el que participan diversas dependencias e instituciones y trabajan de manera transversal en materia de seguridad alimentaria, por lo que se estudiará esta posibilidad.

Consideró que las acciones inmediatas deben comenzar por grupos de municipios prioritarios, mediante la creación de observatorios o comités para coordinar las acciones intersecretariales, con las comunidades y las autoridades estatales y locales, de tal manera que se formalicen convenios por cada grupo de municipios que se forme.

El secretario Jorge Alcocer hizo hincapié y reiteró el compromiso de la dependencia a su cargo de actualizar la información recabada sobre la situación que prevalece en las seis regiones, para lo cual, dijo, se tiene que realizar investigación de campo para cada una de ellas.

La titular del Conacyt informó que hay avances de investigación en algunas de las regiones debido a que ya se habían focalizado como prioritarias dentro de diferentes programas nacionales estratégicos (Pronaces), no solo en lo que respecta a industria y toxicología, sino también en agua, incidencias de salud, entre otros, lo que permite mapear los proyectos que ya están iniciando y contribuir a los trabajos de seguimiento al Toxitour.

En este encuentro se expusieron cuatro propuestas de acción para dar continuidad a los compromisos por parte del grupo intersecretarial.

Andrés Barreda, representante de la Asamblea Nacional de Afectados Ambientales de México, dijo que el primer punto es desarrollar un sistema de alerta ciudadana ante la sospecha de daño desproporcionado al ambiente o a la salud, ocasionado por cualquier actividad humana persistente.

La segunda propuesta es un sistema general de investigaciones científicas por parte del Conacyt que garantice la existencia de estudios sobre los principales problemas, contradicciones y disputas hidrológicas, tecnológicas, medioambientales y epidemiológicas que aquejan a las regiones.

El tercer punto sería desarrollar un sistema interinstitucional de deliberación con las comunidades y organizaciones de las regiones encaminado a la restauración integral y participativa de las regiones devastadas.

Y como cuarto, una estrategia efectiva de largo plazo construida por múltiples voces populares y científicas que ayuden a identificar puntos nodales para implementar el diseño de políticas estratégicas en materia de toxicología, salud ambiental y medio ambiente, así como soluciones sanitarias ambientales estructurales que sean verdaderamente de fondo.

Benjamín Ortiz, coordinador de Asesores de Medio Ambiente, explicó los avances que se han tenido hacia la construcción del programa nacional de restauración de cuencas y salud socioambiental. También presentó el índice de transformación antropogénica de la región, donde se observa la grave situación de deterioro, la crítica situación hídrica, así como la concentración de las industrias automotriz, minera, química, plástico y textiles.

Como parte de este estudio se han ubicado defunciones asociadas a la industria, así como diferentes enfermedades causadas por la misma, como insuficiencia renal y cáncer. “De 2002 al 2018 han ocurrido al menos 123 mil 717 defunciones asociadas a la región industrial”, precisó.

En términos de biodiversidad, restauración y conservación, señaló que a pesar del panorama de devastación, existen sitios de valor e interés para su conservación.

Explicó que este programa, con enfoque integral, tiene una perspectiva de carácter civilizatorio, biocéntrico que implica una correlación de coordinaciones y la conformación de redes territoriales con el fin de empoderar a las organizaciones sociales, de tal manera que se mantenga a largo plazo.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO