Contaminación

Ambientalistas niegan nueva emergencia en río Sonora

La organización Frente por Sonora aseguró que se trató de rumores “esparcidos por ambientalistas de ocasión” que afectan la economía de la región

Teorema Ambiental/Redacción

Ciudad de México, 19 de noviembre de 2019.— La organización civil Frente por Sonora, conformada por autoridades municipales y sociedad civil, negó que se haya suscitado una nueva emergencia ambiental en el río Sonora, que fue severamente contaminada por un derrame de químicos tóxicos a consecuencia de la labor extractiva de la mina Buenavista del Cobre el 6 de agosto de 2014 y que provocó daños a una zona importante y a varias comunidades aledañas.

En un comunicado, la organización aseguró que “son completamente normales las condiciones de trabajo en los municipios adyacentes al río Sonora y sus afluentes, por lo cual los ayuntamientos de la región rechazan la campaña sostenida por ‘ambientalistas de ocasión’ de que en esa zona se vive una situación ambiental de emergencia”.

Además, indicó que los alcaldes de Arizpe, Banámichi, Huépac, Aconchi, San Felipe, Baviácora y Ures, desmintieron la información vertida por “grupos ambientalistas que han afectado durante los últimos cinco años a algunos rubros económicos de la región”.

Expusieron que la falsa información de que ese río se encuentra contaminado por minerales provocó daños económicos a las empresas y productores agropecuarios de la zona, porque sus ventas disminuyeron.

El accidente de Buenavista del Cobre, de acuerdo con la Comisión Estatal de los Derechos Humanos de Sonora (CEDH), provocó pérdidas económicas en los siete pueblos afectados en dos mil millones de pesos por productos que dejaron de venderse.

Además acusaron a las organizaciones civiles Poder y la Red Mexicana de Afectados por la Minería (Rema), que siguen insistiendo falsamente en que prevalece la contaminación en la zona, a cinco años que se hicieron las labores de remediación ambiental, con el objetivo de conseguir financiamiento para seguir operando.

“Tan solo por lo que respecta al suministro de agua potable, los siete municipios mencionados cuentan con una cobertura del líquido de 99.4 por ciento, mientras que los productos agropecuarios de la zona del río Sonora, son de alta calidad, por lo cual pueden ser comprados y consumidos sin riesgo alguno, por lo que ya hay una lenta reactivación económica en la región, a cinco años del desastre ambiental más importante en la historia de México”, finaliza el documento.

Esta región se dedica a la producción de carne, frutas y verduras, ajo, productos para la ganadería, así como ganaderos, agricultores, fabricantes de queso y dulces y vendedores de productos regionales, como miel y jamoncillo, observan una ligera recuperación en sus ventas.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO