Ciencia y tecnología

Proponen generación de energía con suelos arcillosos

El proyecto consiste en analizar el voltaje que pueden generar ciertos tipos de tierras

estudiantes-suelosSantiago de Querétaro, Querétaro.— La generación de energías renovables a través de combinaciones de suelos es un tema actualmente abordado por estudiantes de las carreras de ingeniería en automatización e ingeniería civil de la Universidad Autónoma de Querétaro (UAQ).

La investigación llevada a cabo por los estudiantes tiene la finalidad de impulsar nuevas líneas de estudio poco abordadas en el país en el tema de las energías renovables.

El proyecto consiste en analizar el voltaje que pueden generar ciertos tipos de tierras, que al ser combinadas con agua y metales, como aluminio y cobre, puedan generar energía eléctrica, señaló el estudiante Alejandro Francisco Assad Merlo, quien encabeza el proyecto bajo la dirección del profesor investigador del área de automatización de la UAQ, Gonzalo Macías Bobadilla.

“El proceso básico es que se colocan dos cubetas de 19 litros, una con tierra negra y otra con arena en las que se colocaron cinco tubos de cobre, que actúan como elemento negativo, y cinco de aluminio, como positivo, mientras que los suelos con el agua actúan como electrolito, lo que permite el intercambio electrónico entre los dos primeros elementos y con esto se genera un voltaje”, explicó.

Assad Merlo subrayó que dentro de los resultados obtenidos en este proceso de investigación se destaca que el uso de la arcilla, por ser un tipo de suelo con mayores contenidos de materiales biológicos, minerales y composición, genera un mayor voltaje en este tipo de procedimientos experimentales.

“Descubrimos que entre más básica sea la tierra produce mayor voltaje. Los suelos arenosos ofrecieron diferencias de potencial que iban desde 0.5 hasta 0.8 (voltios), pero el suelo arcilloso, por la mayor cantidad de componentes biológicos que tiene, si se le adiciona algo de cal, ofrece diferencias de potencial de entre 1.2 a 1.3 voltios, lo que se acerca a los valores de una pila AA convencional”, destacó.

Por su parte, Gonzalo Macías Bobadilla, quien fungió como asesor del proyecto, aseguró que este tipo de estudios abre nuevas líneas de investigación respecto al almacenaje de este tipo de energía.

“Ya se están realizando estudios para establecer redes de baterías de tierra que pudieran instalarse en jardines o caminos de luz a través de focos led. Los retos están en trabajar en nuevas tecnologías aplicadas respecto al diseño de baterías, cables y electrodos que puedan soportar la condiciones de humedad de los suelos donde son instaladas”, destacó.

Macías Bobadilla sostuvo que, aunque en México todavía se desconoce este tipo de producción de energía producida por suelos, existen institutos en otros países que desarrollan proyectos de investigación al respecto.

“Por ejemplo, hay estudios donde proyectan cultivo de ciertas plantas para hacer más alcalino el suelo y que pueda tener mayor conducción de energía; entonces, resulta importante que en México también enfoquemos el trabajo de investigación en energía producida por suelos, así como ya se trabaja en la energía solar o eólica”, finalizó.

Fuente: Conacyt – prensa

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO