Ciencia y tecnología

Cavernícolas determinaron la extinción del perezoso gigante

Según las fechas de radiocarbono de este espécimen, los autores desafían la hipótesis popular de que este megamamífero sobrevivió el Holoceno

Teorema Ambiental/Redacción

Un grupo de científicos asegura que han hallado evidencia de que los humanos cazaron y mataron a este animal cerca de un pantano durante el final del Pleistoceno. Según las fechas de radiocarbono de este espécimen, los autores desafían la hipótesis popular de que este megamamífero sobrevivió el Holoceno y desapareció durante el Pleistoceno.

Justo en este periodo se perdió el 90 por ciento de las especies de animales grandes en los continentes sin hielo, incluidas muchas de megafauna.

Los estudios concluyen que los seres humanos y/o los eventos impulsados por el clima podrían ser los culpables de la pérdida de la megafauna, pero las causas concretas son difíciles de determinar, y la evidencia directa de la depredación humana por la megafauna es escasa.

perezoso-exti

El sitio arqueológico argentino Campo Laborde, un cementerio de fósiles de megafauna, ha complicado la datación de estos restos mediante la técnica de carbono radiactivo porque los fósiles tienen muy poco colágeno, lo que dificulta su extracción, además que está contaminado con materia orgánica sedimentaria.

Para superar esta contaminación, Gustavo G. Politis y sus colegas de la Universidad Nacional de la Plata, en Buenos Aires, pensaron aplicar la química de purificación XAD, que aísla los aminoácidos en el colágeno de un hueso y permite una datación más precisa.

Solo un hueso de un perezoso gigante encontrado en el suelo en Campo Laborde contenía colágeno. Este espécimen se fechó por primera vez en 2007 con alrededor de nueve mil 730 años de edad (vinculado al Holoceno, que comenzó hace unos 11 mil 650 años). Al utilizar la espectrometría de masas con acelerador para marcar por radiocarbono los aminoácidos de la muestra, la datación del hueso del perezoso gigante se estableció a los diez mil 570 años de edad.

Según los autores, el colágeno contaminado fue la razón del error de datación. Además, se han encontrado herramientas de piedra alrededor del hueco donde fue hallado el animal y corresponden a entre 11 mil 800 años y diez mil años, lo cual es una prueba más precisa del asesinato y la explotación del perezoso gigante hasta el Pleistoceno tardío y no admite que la megafauna extinta sobrevivió en el Holoceno en Campo Laborde.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO