Biodiversidad

Siguen charlas entre Semarnat y pescadores del Alto Golfo de California

El titular de la dependencia, Víctor M. Toledo, propuso la creación de una comisión especial para abordar la problemática de forma integral

Teorema Ambiental/Redacción

Mexicali, Baja California, 21 de enero de 2020.— Este jueves el secretario de Medio Ambiente, Víctor M. Toledo, se reunió con pescadores inconformes de la región del Alto Golfo de California, que se restringió a la pesca para permitir la recuperación de la vaquita marina y que por lo tanto han perdido su fuente de ingreso.

En respuesta, la pasada administración federal les prometió una serie de apoyos económicos a cambio de prestar servicios ambientales para compensar los recursos que dejaron de percibir desde que se restringió su actividad.

Debido a la complejidad del tema, el funcionario federal señaló que la problemática que prevalece en esta zona requiere la intervención de distintas dependencias del gobierno federal, de los estados y municipios, así como del sector pesquero y de la sociedad en general. Dijo que solo se puede entender al dialogar con las personas que la están viviendo, pero que la actual administración pretende resolver este tipo de problemas acudiendo a los lugares para conocer la realidad de las poblaciones afectadas.

“A donde hay problema vamos porque estamos marcando algo que antes no existía. Porque tampoco hay que olvidar que los gobiernos anteriores eran expertos en levantar la alfombra y meter todos los polvos por debajo y olvidarse. Realmente estamos intentando cambiar ese abandono, porque vemos abandono por todos lados”, dijo.

Por ello, Toledo Manzur se comprometió a informar al presidente Andrés Manuel López Obrador para crear una comisión especial encabezada por la Secretaría de Gobernación, en la que participen varias dependencias, así como las autoridades de los estados de Sonora y Baja California.

Agregó que también tendrían que estar presentes funcionarios de la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (Conapesca), de la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural (Sader), Guardia Nacional y Relaciones Exteriores, ya que consideró incorrecto que los mexicanos paguen impuestos para solucionar el problema de tráfico ilegal de buches de totoaba, mientras que los gobiernos de China y EEUU no detengan esta práctica que ha provocado la virtual extinción de la vaquita marina.

Finalmente, pidió un poco de paciencia a los pescadores y dio su palabra de que el gobierno federal tiene voluntad para resolver la problemática a la brevedad posible.

Por su parte, Ramón Franco, en representación de los pescadores, relató la situación que enfrentan como consecuencia de la prohibición de usar sus artes de pesca ante la amenaza de embargo comercial por parte de Estados Unidos, así como la eliminación de la compensación económica que otorgó la pasada administración como apoyo para no pescar en la zona de refugio de la vaquita marina.

En la reunión participaron representantes de las secretarías de Gobernación, Marina y Bienestar, así como autoridades de Baja California, legisladores y organizaciones de la sociedad civil.

Analizan administración de aguas para Mexicali

Por otra parte, Víctor M. Toledo realizó una segunda reunión de trabajo para analizar la situación hídrica en Baja California, principalmente en la zona de Mexicali, donde la disponibilidad de agua potable es cada vez menor. En este encuentro, se comprometió a que la Semarnat tomará decisiones a partir de la evidencia científica.

Resaltó que no se deben perder de vista los problemas que en el mediano plazo pueden provocar los cambios en el flujo de agua que corre desde EEUU.

“A diferencia de los países progresistas de Sudamérica que han fallado, en este gobierno las empresas, e incluso las corporaciones transnacionales no pueden ser anatemizadas y negadas de entrada, tanto que habrá inversión nacional e internacional en varios proyectos que está impulsando el Ejecutivo”, dijo.

La directora general de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), Blanca Jiménez Cisneros, indicó que el Valle de Mexicali enfrenta importantes retos para utilizar el agua de manera responsable, dado que se extrae más agua de la que se recarga. Aunque el abasto para la población del Valle de Mexicali se encuentra asegurado para los próximos 50 años, se requiere invertir en infraestructura hidroagrícola para disminuir la sobreexplotación del acuífero y hacer un uso de riego más eficiente.

Informó que en 2019, Conagua invirtió 100 millones de pesos (mdp) en Baja California para construir, modernizar y preservar infraestructura hidroagrícola, de los cuales 70 mdp fueron para el Valle de Mexicali. Así, los usuarios producirán más con menos agua y se mitigará la sobreexplotación que sufre el acuífero.

Por parte del Instituto Mexicano de Tecnología del Agua (IMTA), Agustín Breña Naranjo, coordinador de hidrología, explicó que esta cuenca transfronteriza está sobreconcesionada y con estrés hídrico, por lo que es necesario proponer mejores prácticas en la gestión del agua con nuevas tecnologías en la agricultura, como la tecnificación de riego, así como el involucramiento de la comunidad mediante foros de participación ciudadana y políticas públicas participativas.

La empresa Constellation Brands aseguró que la operación de la cervecera no va a afectar los recursos hídricos disponibles para Mexicali, que son de 82 millones de metros cúbicos al año. “No utilizaremos más agua de lo necesario. Tenemos un uso limitado por 5.8 millones de metros cúbicos.”

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO