Biodiversidad

Los gatos usan sus bigotes para sentir

Los utilizan para medir la distancia con los objetos que pudieran chocar

Teorema Ambiental/Redacción

Ciudad de México, 17 de noviembre de 2020.— Los bigotes de los gatos, llamados científicamente vibrisas, son un órgano sensorial muy importante, por lo que cortárselos puede ser una forma de mutilarlos, explicó Fausto Reyes Delgado, director médico del Hospital Veterinario UNAM Banfield.

Estas vibrisas son tan importantes que los gatos las poseen no solo en las mejillas, sino también en las cejas y en algunos casos en las patas. Estos pelos miden entre 8 y 12 centímetros de largo y se encuentran tres veces más profundo que el pelo normal del cuerpo, donde se unen con el sistema sensitivo del gato.

El especialista agregó que los bigotes de estos animales tienen tres funciones: la primera, les da una idea de los objetos que tienen enfrente.

“Los felinos no ven tan bien como pensamos, claro que dilatan la pupila perfectamente y ven a cierta distancia, pero en objetos más cercanos es muy deficiente.” En este caso, los bigotes juegan un papel muy importante porque al tenerlos enfrente de la cara, les sirven para medir la distancia con los objetos que pudieran chocar.

En situaciones de oscuridad funcionan como antenas que tocan los objetos que están enfrente. Esto les funciona para distancias cortas. Algunos expertos han planteado que los bigotes también les ayudan con las sensaciones para dar una idea tridimensional del objeto que se encuentra frente a ellos.

La segunda tiene que ver con el largo de los bigotes. Regularmente llegan a la distancia del hombro del felino. “Si el gato se va a meter por una ranura, las vibrisas son una forma de tomar la distancia de ancho, donde pasa sin problema.”

Aunque funciona cuando el gato es delgado no está pasado de peso, pues cuando está obeso los bigotes quedan más pequeños que sus hombros y el animal se atora.

La tercera función de los bigotes es mostrar el estado de ánimo del felino. Si caen suavemente entonces están tranquilos, si están erectas o hacia atrás están enojados o irritados.

“Cortarle los bigotes a los gatos porque se ve muy bigotón o por estética es un grave error, sería como si a los humanos les mutilaran las yemas de los dedos, por eso no es recomendable hacerlo”, concluyó el especialista.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO