Especies

Activistas captan la manera en que cazan brutalmente a un pangolín en la India

Estos mamíferos son los más traficados del planeta por sus supuestas propiedades medicinales, no comprobadas

Teorema Ambiental/Redacción

Imágenes tomadas por World Animal Protection y la Unidad de Investigación para la Conservación de la Vida Silvestre (WildCRU) de la Universidad de Oxford capturaron el momento en que cazadores ilegales mataron brutalmente a un pangolín para vender sus partes en el mercado negro, en Assam, al noreste de la India.

Estas imágenes, capturadas por un investigador encubierto con su teléfono móvil, muestran el momento en que un pangolín aterrorizado se esconde en el tronco hueco de un árbol, mientras sus captores lo jalan de la cola. Los cazadores emplean sus hachas para cortar el árbol, pero como el animal se niega a salir, prenden un fuego para atacarlo con el humo.

El animal, medio asfixiado y a punto de perder la conciencia, hace un último intento por escapar, movimiento que es aprovechado por los cazadores para atraparlo, meterlo en un saco y llevarlo a una chabola donde continuó el suplicio. En la choza, el pangolín es golpeado, una y otra vez, con un machete hasta que queda prácticamente inmóvil. Chorreando sangre y, quizás con vida todavía, los cazadores lo meten en un caldero hirviente, donde finalmente acaba la trágica lucha.

pangolin

A los pangolines se les conoce como los mamíferos más traficados del planeta, pero estas imágenes muestran el grado de crueldad al que se les somete cuando se les caza ilegalmente.

Este espeluznante video es parte de un estudio de dos años llevado a cabo por investigadores de World Animal Protection y de la Universidad de Oxford sobre prácticas tradicionales de cacería en el estado de Assam, en la frontera con Bután.

Tras entrevistar a más de 140 cazadores locales, los investigadores encontraron que los pangolines son muy perseguidos por sus escamas: por un solo pangolín, los cazadores obtienen el equivalente a cuatro meses de salario. Por otra parte, parece que los cazadores de estas comunidades no están conscientes del papel que desempeñan en el negocio del tráfico internacional.

Las escamas de pangolín se usan en la medicina tradicional asiática, sobre todo en China y Vietnam. Las escamas están hechas de queratina y no tienen ningún valor medicinal comprobado. En algunos países, la carne de pangolín se considera un manjar, y las escamas también se usan como objetos decorativos en rituales y joyería. Se considera que estos animales están en grave peligro de extinción como consecuencia de la caza ilegal.

Al meditar sobre el tema, el doctor Neil D’Cruze, asesor mundial de Vida Silvestre de World Animal Protection e investigador líder, señala:

“Las imágenes capturadas arrojan luz sobre la manera despiadada en que se caza a los pangolines. No estamos solo ante un problema de conservación, estamos ante un problema de bienestar animal de proporciones descomunales. Si queremos proteger a los pangolines del dolor y el sufrimiento en los países de los que provienen, tenemos que frenar el tráfico ilegal.”

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO