Biodiversidad

Cóndor de California (Gymnogyps californianus)

Miembro de la familia Cathartidae o buitres del nuevo mundo, es una de las aves voladoras de mayor tamaño. Mide de 115 a 140 cm de longitud total y pesa aproximadamente 10 kilos, con las alas extendidas tiene una envergadura de hasta tres metros.

Su dieta incluye carcasas de venado y animales muertos, en el pasado incluía al alce y al berrendo; a lo largo de la costa se la ha observado alimentándose de restos de focas, peces y ballenas. Es un ave reclusa, sale cuando el día ya está bien entrado y retorna a su percha antes de oscurecer. No se sabe que haya atacado a algún animal vivo.

Históricamente, su distribución abarcaba la costa del Pacífico, desde Canadá hasta México y a lo largo del sur de Estados Unidos. El último reporte fidedigno de cóndor de California visto en México (antes de su reintroducción) fue en 1937, en un sitio conocido como La Encantada, en la sierra de San Pedro Mártir.

El ciclo de vida de un cóndor es muy largo y su tasa de reproducción baja, por lo que un animal que muere no es rápidamente reemplazado por otro. Por ello, la supervivencia de cada individuo tiene mayor repercusión sobre la supervivencia de la especie a largo plazo.

En un esfuerzo maratónico, las sociedades zoológicas establecieron sistemas de cría que ya están retornando pichones a las montañas de California. En México, el cóndor fue reintroducido en el Parque Nacional Sierra de San Pedro Mártir en Baja California en el verano de 2002, con la liberación de seis ejemplares.

El proyecto de Recuperación del Cóndor de California en México es de carácter binacional, lo coordina la Semarnat por conducto del Instituto Nacional de Ecología, y en Estados Unidos está a cargo del United States Fish and Wildlife Service (USFWS), del California Condor Recovery Team (CCRT) y de los zoológicos de San Diego y Los Ángeles, en California. Además se cuenta con la participación de instituciones académicas como el CICESE, la UABC y la UNAM, también la Comisión Nacional de Áreas Naturales Protegidas y la Procuraduría Federal de Protección al Ambiente.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO