Agua

Alertan daños al acuífero por cambios de uso de suelo en Valle de México

Teorema Ambiental/Redacción

En México es preocupante el creciente deterioro de los recursos naturales ligados a diferentes actividades productivas, principalmente por el cambio de uso de suelo.

La Cuenca del Valle de México enfrenta procesos de erosión, de pérdida de vegetación y con ello el daño a los mantos acuíferos y por consiguiente el insuficiente suministro de agua.

Ante la situación, investigadores de la Dirección General de Investigación y Posgrado de la Universidad Autónoma Chapingo (UACh), coincidieron en que “estamos acostumbrados como país a que en cualquier campaña de reforestación se tratan de plantar millones de plantas sin embargo tenemos una supervivencia cercana al 20 por ciento”.

“Estamos produciendo muchas plantas pero no estamos cuidándolas o las plantas que producimos no son de la calidad apropiada; combinación de factores que nos ha llevado al deterioro actual”, precisaron los especialistas.

El director general de Investigación y Posgrado de la Universidad Autónoma Chapingo, Bernard Herrera y Herrera, dijo que la investigación que se realiza en la institución fortalece la docencia, la formación de investigadores, la generación de conocimiento para atender problemas del campo mexicano y contribuye a desarrollar metodología y tecnología, en ciencias agrícolas y del ambiente.

Desde la perspectiva de los académicos, México exige propuestas locales de políticas públicas alejadas de recetas a fin de conocer la necesidad de cada región para producir sus alimentos sin dañar el medio ambiente o alterar el ecosistema.

El especialista en sociología rural, J. Alfredo Castellanos Suárez, dio a conocer que la UACh trabaja con sociólogos, educadores, matemáticos, físicos, historiadores, filósofos y agrónomos en una investigación interdisciplinaria para el desarrollo de biotecnologías en comunidades específicas donde se desarrollan plantas proteicas para la alimentación nutrimental de animales que permita mejorar la calidad de carne de bovinos y, a su vez, la economía local.

Como parte de estas acciones de impulso a las propuestas locales de políticas públicas, Alejandro Hernández Tapia comentó que ante lo preocupante de los recursos naturales y el crecimiento demográfico del medio rural, se trabaja en una agricultura sustentable que cuide la biodiversidad y en este caso también ante la crisis de polinizadores se está desarrollando un proceso de manejo y protección de abejas meliponas además de investigar los saberes de la agricultura para la conservación de la naturaleza.

El investigador Leopoldo Moedano Caballero, del Centro de Ecosistemas Forestales, consideró que un ecosistema que ya fue alterado ya no puede regresar a su condición original aunque se pueda llevar a una condición lo más parecida a su origen y que sea sustentable.

A su vez, María del Sol Robledo Monterrubio, especialista en agricultura orgánica, habló de la importancia que tiene el medio ambiente y su conservación para garantizar la soberanía alimentaria por lo que se deben cuidar los alimentos alternativos con conocimientos prehispánicos como es el consumo de caracol, huatle.

Finalmente, Anastasio Espejel García, especialista en agroindustria, expuso que otra alternativa que se ofrece a la actual administración federal es la elaboración de alimentos sin fotoquímicos, es decir, alimentos integrados desde la producción y hasta el consumo final como es el caso del queso, mezcal, café, pulque, vainilla, frutas como pitahaya, el nopal o la tuna con altos niveles proteicos y nutricionales.

Suscribete al Boletin

PAÍSES QUE NOS ESTÁN VIENDO